PLANTILLA

Tweets by @BalonmanoAdesal
Facebook Slider
Sábado, 19 Diciembre 2015 20:46

Una lección de compromiso (24-22)

  • getTag()); $facebook_lang = str_replace('-','_',$lang->getTag()); ?>

Las jugadoras del Grucal Adesal exponen sus mermados físicos ante un Vícar Goya que se quedó con los puntos, pero que tuvo que sufrir para mantener su condición de imbatido en la Liga 

Si hoy se tenía que promocionar el balonmano femenino en Adra por parte de la Diputación de Almería, el objetivo está más que cubierto. Pero el ponente de esa clase magistral no fue el esperado, sino el Grucal Adesal, que, siguiendo con su tónica habitual de la temporada, dio una lección de sacrificio, solidaridad, competitividad y orgullo para ponerle las cosas difíciles al líder.

Porque el marcador refleja un 24-22 favorable a las locales. En sí, la tónica habitual de los tres partidos oficiales que han dirimido ambas escuadras a lo largo del curso. La diferencia es que durante la semana el equipo de La Fuensanta no había realizado ningún entrenamiento completo a causa de las lesiones que se acumularon entre los partidos de Los Olivos y Universidad de Granada.

Pero todas las jugadoras dieron la cara. Todas. Espe López se probó en el calentamiento, pero su hombro izquierdo le hizo ver que ya era un acto heroico estar ahí. Alba Sánchez no toleró el dolor de su mano derecha (con la que tiene que pasar y lanzar), así que para empezar Bustos estaba sin directoras de juego.

Pero, como la norma de este equipo es multiplicarse, el Grucal lo hizo en la pista. Y en los primeros minutos de partido tomó la delantera en el marcador gracias a las aportaciones de Ana Paula Da Silva y Arantxa Hernández. Es decir, que, pese a llevar el depósito en la reserva, parecía tener ganas el equipo de medirse en una carrera a otro que tenía el depósito casi lleno.

El caso es que cuando el Grucal se puso con un 2-5 en el marcador se le castigó con dos exclusiones y eso permitió que las locales se metieran en el partido con un empate a 5. Aun así, el partido entró en una fase de alternativas. Entremedias, una lesión más: Isa Moreno. Y esa coyuntura obligó a Bustos a echar mano de Olga Solana, una de las porteras, para jugar de campo. La pontanesa, de ese modo, recordaba su etapa formativa en la que jugaba de extremo.

El caso es que el Grucal siguió en el partido hasta el minuto 20. Porque, tras el empate a 9, el Vícar encontró el camino de la victoria. Puso tierra de por medio y cualquiera podría haber pensado que el partido habría llegado a su fin con el 14-9, del intermedio. Pero la diferencia es que el Adesal no iba a permitirlo.

Tiró de estoicismo para discutir al dolor y en la segunda parte acabó llevándose el parcial. Con el añadido de que Ana Paula Da Silva, nuevamente inspirada en el plano goleador como en la semana anterior, también recibió el acuse de recibo de su rodilla en el que le decía que no podía más. Como contrapartida, Isa Moreno pudo entrar de nuevo sobre la pista. 

Y pese a ese nuevo problema el encuentro seguía como estaba. Es decir, el Vícar por debajo en el parcial, ya que casi no recuperó la renta de los cinco goles con los que acabó la primera parte. Así entró en el tramo final de la contienda con una renta de tres goles, que bajó a dos e incluso a uno, ya que a Ángela Ruiz le escamotearon un gol que entró en el 29:57. En parte, resultó reconfortante ese desliz de la mesa, ya que habría sido demasiado cruel perder por la mínima un partido que de salida se disputaba en desiguales condiciones.

Tras esta derrota, el Grucal tomará vacaciones y orientará su trabajo a partir del 4 de enero pensando en el partido del día 17 ante el Getasur, que actualmente marca la frontera de la promoción de ascenso.

Ficha técnica

Vicar Goya, 24: Arjona (2), Laura Castro, Sara Castro (3), Conejero (2), González, Hernández (1), López, Rodríguez (4), Silvente (1), Tudela, Alfaro (1), Fuentes (8), Macarena, Piñero (1), Andrea y Sánchez (1).

Grucal Adesal, 22: Meriem Ezbida; Vanessa Benítez (2), Andreea Marin (2), Arantxa Hernández (7), Ana Paula (8), Isa Moreno, Ángela Ruiz (3), Alba Sánchez, Espe López, Olga Solana y Raquel Guirao (p).

Árbitros: Espadas y Ráez. Excluyeron a Conejero (2), Sara Castro y Hernández (2), por las locales; y a Hernández, Marin, Ana Paula (2) y Benítez, por las visitantes.

Parciales: 1-3, 2-5, 6-6, 9-8, 10-9, 14-9 (descanso); 15-10, 16-12, 17-14, 20-17, 23-18 y 24-22. 

Incidencias:  Polideportivo Municipal de Adra. Partido correspondiente a la duodécima jornada de Liga en la División de Honor Plata femenina.

Una lección de compromiso (24-22)  

 

Las jugadoras del Grucal Adesal exponen sus mermados físicos ante un Vícar Goya que se quedó con los puntos, pero que tuvo que sufrir para mantener su condición de imbatido en la Liga

 

Si hoy se tenía que promocionar el balonmano femenino en Adra por parte de la Diputación de Almería, el objetivo está más que cubierto. Pero el ponente de esa clase magistral no fue el esperado, sino el Grucal Adesal, que, siguiendo con su tónica habitual de la temporada, dio una lección de sacrificio, solidaridad, competitividad y orgullo para ponerle las cosas difíciles al líder.

Porque el marcador refleja un 24-22 favorable a las locales. En sí, la tónica habitual de los tres partidos oficiales que han dirimido ambas escuadras a lo largo del curso. La diferencia es que durante la semana el equipo de La Fuensanta no había realizado ningún entrenamiento completo a causa de las lesiones que se acumularon entre los partidos de Los Olivos y Universidad de Granada.

Pero todas las jugadoras dieron la cara. Todas. Espe López se probó en el calentamiento, pero su hombro izquierdo le hizo ver que ya era un acto heroico estar ahí. Alba Sánchez no toleró el dolor de su mano derecha (con la que tiene que pasar y lanzar), así que para empezar Bustos estaba sin directoras de juego.

Pero, como la norma de este equipo es multiplicarse, el Grucal lo hizo en la pista. Y en los primeros minutos de partido tomó la delantera en el marcador gracias a las aportaciones de Ana Paula Da Silva y Arantxa Hernández. Es decir, que, pese a llevar el depósito en la reserva, parecía tener ganas el equipo de medirse en una carrera a otro que tenía el depósito casi lleno.

El caso es que cuando el Grucal se puso con un 2-5 en el marcador se le castigó con dos exclusiones y eso permitió que las locales se metieran en el partido con un empate a 5. Aun así, el partido entró en una fase de alternativas. Entremedias, una lesión más: Isa Moreno. Y esa coyuntura obligó a Bustos a echar mano de Olga Solana, una de las porteras, para jugar de campo. La pontanesa, de ese modo, recordaba su etapa formativa en la que jugaba de extremo.

El caso es que el Grucal siguió en el partido hasta el minuto 20. Porque, tras el empate a 9, el Vícar encontró el camino de la victoria. Puso tierra de por medio y cualquiera podría haber pensado que el partido habría llegado a su fin con el 14-9, del intermedio. Pero la diferencia es que el Adesal no iba a permitirlo.

Tiró de estoicismo para discutir al dolor y en la segunda parte acabó llevándose el parcial. Con el añadido de que Ana Paula Da Silva, nuevamente inspirada en el plano goleador como en la semana anterior, también recibió el acuse de recibo de su rodilla en el que le decía que no podía más. Como contrapartida, Isa Moreno pudo entrar de nuevo sobre la pista.

Y pese a ese nuevo problema el encuentro seguía como estaba. Es decir, el Vícar por debajo en el parcial, ya que casi no recuperó la renta de los cinco goles con los que acabó la primera parte. Así entró en el tramo final de la contienda con una renta de tres goles, que bajó a dos e incluso a uno, ya que a Ángela Ruiz le escamotearon un gol que entró en el 29:57. En parte, resultó reconfortante ese desliz de la mesa, ya que habría sido demasiado cruel perder por la mínima un partido que de salida se disputaba en desiguales condiciones.

Tras esta derrota, el Grucal tomará vacaciones y orientará su trabajo a partir del 4 de enero pensando en el partido del día 17 ante el Getasur, que actualmente marca la frontera de la promoción de ascenso.

 

Ficha técnica

 

Vicar Goya: Arjona (2), Laura Castro, Sara Castro (3), Conejero (2), González, Hernández (1), López, Rodríguez (4), Silvente (1), Tudela, Alfaro (1), Fuentes (8), Macarena, Piñero (1), Andrea y Sánchez (1).

 

Grucal Adesal, 22: Meriem Ezbida; Vanessa Benítez (2), Andreea Marin (2), Arantxa Hernández (7), Ana Paula (8), Isa Moreno, Ángela Ruiz (3), Alba Sánchez, Espe López, Olga Solana y Raquel Guirao (p).

 

Árbitros: Espadas y Ráez. Excluyeron a Conejero (2), Sara Castro y Hernández (2), por las locales; y a Hernández, Marin, Ana Paula (2) y Benítez, por las visitantes.

 

Parciales: 1-3, 2-5, 6-6, 9-8, 10-9, 14-9 (descanso); 15-10, 16-12, 17-14, 20-17, 23-18 y 24-22.

 

Incidencias:  Polideportivo Municipal de Adra. Partido correspondiente a la duodécima jornada de Liga en la División de Honor Plata femenina.
Tweet
Joomla Templates by Joomla51.com